Hombre con lesión en rodilla
Asesor Médico

Cuidar las articulaciones al hacer deporte

Las articulaciones son estructuras esenciales para la movilidad, por eso es importante cuidarlas. Tener una alimentación adecuada es esencial para frenar el desgaste de estructuras como los cartílagos. Te contamos cómo mantenerlas en plena forma.

Chica realizando ejercicios de estiramiento

El Asesor Médico resuelve cualquier consulta llamado al 900 805 707, completando nuestro formulario online o a través de la app de MAPFRE.

Publicado julio 2022

Iker, Socio de MAPFRE teCuidamos, tiene 35 años y hace deporte de forma intensa y habitual. Al ir cumpliendo años está empezando a preocuparse por sus articulaciones para que su rendimiento deportivo y su estado de salud sean óptimos, por lo que decide consultar con el Asesor Médico especialista en Medicina del Deporte para que le ofrezca información experta sobre el cuidado de las articulaciones, especialmente, al hacer deporte. El asesor le explica que la articulación es una estructura compleja que depende de un grupo de músculos que les sirven de soporte y se estabilizan mediante ligamentos que tienen la función de reforzar la cápsula articular, que se encuentra recubierta por una membrana sinovial que nutre y protege al resto de estructuras. La pérdida de masa muscular, los traumatismos, el sedentarismo, la edad, el sobrepeso y diversas patologías pueden provocar daños en las estructuras articulares, perjudicando la capacidad de movilidad de la articulación.

Por eso es importante que la capacidad de movimiento articular sea elevada para gozar de una buena salud física y los ejercicios de movilidad articular son esenciales para asegurar la preparación de las diferentes estructuras y tejidos frente a la actividad física. Además, el Experto le explica otras informaciones de interés sobre el cuidado de las articulaciones a la hora de hacer deporte.

  • Prevención
  • Causas
  • Tratamiento

¿Cómo prevenir los problemas en las articulaciones?

La prevención de los problemas articulares requiere de unas rutinas sencillas que permitan minimizar el riesgo de lesiones y problemas en las articulaciones y otras estructuras del aparato locomotor:

  • Reconocimiento médico deportivo.
    Si se inicia la práctica deportiva, es aconsejable realizar un reconocimiento médico deportivo en el que, entre otras muchas cosas, se analizará el estado del aparato locomotor y se podrán poner en marcha estrategias para evitar lesiones o molestias articulares con la práctica deportiva.
  • Tener un peso corporal adecuado.
    El sobrepeso determina un mayor sufrimiento de todas las estructuras, especialmente de las articulaciones.
  • Fortalecer la musculatura.
    Es especialmente importante en las zonas donde se sitúan las articulaciones. De este modo, estas son más propensas a las lesiones cuando los músculos y los ligamentos que las sostienen son débiles. Ejercitar todos los grupos musculares con vinculación articular es esencial para prevenir los problemas en las articulaciones.
  • Un buen calentamiento.
    Este permite que los músculos y el resto de las estructuras, incluyendo las articulaciones, puedan desempeñar con garantías la carga de trabajo del deportista. De este modo, el calentamiento aumenta la temperatura corporal, optimizando el metabolismo y los mecanismos de obtención de energía; permite mejorar la contracción y relajación muscular y aumentar la elasticidad de músculos y tendones. El calentamiento debe abarcar todos los grupos musculares y articulaciones implicadas en la actividad física a realizar.
  • Estiramientos.
    Tras el calentamiento, es recomendable realizar estiramientos con movimientos repetitivos que incluyan todos los grupos musculares y articulares.
  • Ejercicios de adaptación al reposo.
    Tras el entrenamiento o competición es necesario realizar ejercicios de relajación y adaptación a la situación de reposo de forma paulatina.
  • Calzado adecuado.
    Un buen calzado contribuye a absorber mejor el impacto y minimizar las lesiones en el tren inferior.
  • Una carga de ejercicio correcta.
    El exceso de trabajo contribuye a la aparición de fatiga y lesiones articulares y musculares.
  • Alimentación e hidratación.
    Todas las estructuras en general y las articulaciones en particular requieren de una alimentación e hidratación correctas. De este modo, una dieta sana y equilibrada que aporte todos los nutrientes en cantidades suficientes es esencial para un buen rendimiento deportivo y evitar lesiones. De igual modo, para conseguir fortalecer las articulaciones, es muy importante hidratarse antes, durante y después del ejercicio y reponer las sales minerales perdidas, mediante la ingesta abundante de frutas, verduras y agua.
  • Suplementos.
    No tienen por qué ser necesarios, si bien algunos deportistas incluyen en su dieta suplementos de vitaminas, minerales y otras sustancias para mejorar el rendimiento, estimular la regeneración y la reconstrucción de los tejidos y prevenir lesiones. En el caso de las articulaciones, la glucosamina, el condroitín sulfato y los ácidos grasos omega-3 juegan un importante papel en la formación del cartílago, en la elasticidad y la lubricación articular, respectivamente, si bien los resultados de los estudios sobre su suplementación exógena son controvertidos. Por este motivo es mejor dejarse aconsejar por el especialista que puede indicar si se precisa de esta suplementación y, en caso necesario, cuál es el producto concreto necesario.

Principales causas de los problemas articulares

Muchas de las lesiones provocadas por la actividad física son debidas a una planificación o ejecución incorrecta del entrenamiento, a anomalías en las estructuras o a la debilidad de los músculos, tendones y ligamentos. También, el deterioro de la condición física y de algunas estructuras osteoarticulares, que se produce con el pasar de los años, puede ser la causa de algunas lesiones, si las cargas de entrenamiento y los tiempos de recuperación no son los adecuados.

Dentro de las afecciones más habituales en las articulaciones se encuentran:

  • Capsulitis. Se trata de la inflamación que afecta el tejido sinovial que rodea a la articulación.
  • Artritis. Es la inflamación de una o varias articulaciones.
  • Lesiones de ligamentos. El daño que sufren los ligamentos puede suponer un gran contratiempo para la práctica deportiva e, incluso, para la movilidad.
  • Luxación. Tiene lugar cuando un hueso se separa de su articulación y no es capaz de volver a su sitio.

Cuando una articulación está inflamada o lesionada es necesario guardar reposo y consultar con un especialista.

Tratamiento de los problemas articulares

Cuando se produce una lesión articular, resulta crucial un diagnóstico correcto y un tratamiento adecuado, así como fomentar los hábitos que contribuyan a su mejora.

Los tratamientos de los trastornos articulares dependen principalmente de la articulación afectada y de la patología existente. Pueden implicar reposo, ejercicios de rehabilitación, nutracéuticos, tratamiento farmacológico o la aplicación de técnicas de fisioterapia. En algunos casos será necesaria una intervención quirúrgica.

El principal objetivo del tratamiento debe ser siempre mejorar la calidad de vida del paciente a través de la reducción de los síntomas, principalmente, el dolor, la inflamación y los problemas de movilidad. Para ello, el ejercicio adecuado es imprescindible para la mejora de los trastornos articulares y su prevención. En cualquier caso, también existen disciplinas deportivas que determinan un escaso impacto para las articulaciones como la natación, el ciclismo, el senderismo, el pilates y el yoga, entre otras.

El especialista en medicina del deporte es el profesional ideal para indicarle la mejor actividad física para su situación o para recomendarle las adaptaciones y tratamientos disponibles para que pueda seguir practicando su actividad física habitual o el deporte que le gusta.

Iker, miembro del Plan de Fidelización de MAPFRE, queda muy satisfecho con la información facilitada y tiene claro que siempre que tenga alguna duda consultará con un Asesor de MAPFRE teCuidamos y pedirá cita con un especialista.

Juan de Dios Beas Jiménez
Especialista en Medicina de la Educación Física y el DeporteColegiado 4106541 (RICOMS Sevilla)

El Asesor Médico resuelve cualquier consulta llamado al 900 805 707, completando nuestro formulario online o a través de la app de MAPFRE.

También puede interesarte…

Préstamo entre particulares sin intereses. El Modelo 600

Asesor Fiscal

Préstamo entre particulares sin intereses. El Modelo 600


Leer más
Apps de entretenimiento para niños de 5 a 7 años

Yo Me Ocupo

Apps de entretenimiento para niños de 5 a 7 años


Leer más
¿Cómo puedo donar un vehículo de padres a hijos?

Experto Orientación Auto

¿Cómo puedo donar un vehículo de padres a hijos?


Leer más