Cómo hacer ejercicio si tienes osteoporosis

Si tienes osteoporosis, no es excusa para no hacer ejercicio, siempre que se adapte a los tipos de deportes más recomendados. Nuestros especialistas te ayudan a diseñar un programa a tu medida.

Puedes solicitar el servicio llamando al 900 103 358, completando el formulario online o a través de la app de MAPFRE. Te atendemos de lunes a domingo las 24 horas del día.

Rocío, socia de MAPFRE teCuidamos, se ha apuntado a nuestro programa Ponte en Forma. Al darse de alta, ha recibido en su e-mail un menú semanal y un plan de ejercicio que le han parecido muy adecuados, visuales y fáciles de entender. Cuenta con la motivación suficiente para empezar en la fecha prevista y, además, tiene la tranquilidad de que el programa ha sido diseñado por un equipo de médicos y nutricionistas del servicio de MAPFRE.

Dado que puede contar con asesoramiento personalizado siempre que lo necesite, nuestra socia no ha dudado en comentar al especialista en medicina deportiva que tiene osteoporosis, antes de comenzar a entrenar. Cree que esta información puede ser relevante para adaptar el plan, ya sea potenciando o reduciendo algunos de los ejercicios propuestos.

Cuando Rocío, socia de MAPFRE teCuidamos, se pone en contacto con el especialista de nuestro servicio gratuito, ambos revisan la pauta de ejercicio que se le ha marcado. El profesional le indica que se trata de actividades de baja intensidad, ya que ella advirtió que su estilo de vida actual era sedentario. Por lo tanto, no existe ningún problema en que pueda realizar el programa con total normalidad.

En caso de padecer osteoporosis, realizar ejercicio aeróbico como ir en bicicleta, bailar, caminar, etc., está perfectamente indicado durante una hora tres días a la semana o bien, media hora cada día, ya que influye de forma positiva en la salud ósea. Sin embargo, es importante evitar las actividades con impacto, como por ejemplo correr, dar saltos o steps, así como maniobras de torsión de espalda y de flexión de columna, debido a que un número importante de fracturas están asociadas a la osteoporosis.

Asimismo, el experto en salud deportiva comenta a Rocío, socia de MAPFRE teCuidamos, que existen dos actividades que están especialmente recomendadas para la afección que sufre y que puede incorporar como complemento de la pauta de ejercicio propuesta:

  • Tai-chi: esta disciplina milenaria se centra en la postura y en movimientos que reducen la carga de las articulaciones, básicamente en los tobillos, las rodillas y la columna vertebral. Su práctica regular ayuda a mejorar la estabilidad y la flexibilidad y, según algunos estudios, reduce en casi un 50% las caídas en personas mayores y, por lo tanto, las fracturas asociadas a ellas.
  • Aquagym: hoy en día se recomienda encarecidamente la práctica de aquagym. El agua es un gran medio para poder ejercitar la musculatura y la movilidad en general. Por ello, es aconsejable combinar la actividad en el agua con la que se puede llevar a cabo en una clase de gimnasia, encima de una bicicleta o andando en la cinta.

Como conclusión, practicar ejercicio a cualquier edad es básico para mantener una buena salud ósea y prevenir al máximo los efectos de la osteoporosis sobre el organismo. Rocío, socia de MAPFRE teCuidamos, agradece mucho las recomendaciones recibidas, ya que de este modo sabe cómo debe adaptar el programa Ponte en Forma a su situación.