Publicado julio de 2020

Puntos de recarga de vehículos eléctricos

Si acabas de comprar un coche eléctrico y aún estás perdido en cuanto a los puntos de recarga de los que dispones en tu ciudad o alrededores, te contamos todo lo que necesitas saber para disfrutar de esta nueva forma de movilidad sostenible e incluso cómo instalar uno de estos puntos en tu propio domicilio o lugar de trabajo.

¿A qué esperas para facilitarte la vida? Pídenos lo que necesites

Horario de L a D las 24 h del día

Marcos, socio de MAPFRE teCuidamos

Marcos, Socio de MAPFRE teCuidamos, acaba de comprarse un coche eléctrico y decide consultar con el Experto de Auto para conocer los puntos de recarga de los que puede hacer uso en centros comerciales o gasolineras de su ciudad y cuáles son los trámites para habilitar uno de ellos en el domicilio, tanto si es una vivienda unifamiliar como una comunidad de propietarios, e incluso en su centro de trabajo, ya que para estos casos, el nuevo Programa MOVES II, anunciado recientemente por el Gobierno, incluye una subvención para sufragar los costes que conlleva la instalación de la infraestructura necesaria.

En octubre de 2018 el Gobierno español legisló para poner en marcha medidas urgentes para la transición energética y la protección de los consumidores, regulando la obligación de que los edificios nuevos (o que vayan a sufrir grandes reformas), que tengan aparcamientos dentro del mismo o adyacente, y sean edificios no residenciales con más de 10 plazas de aparcamiento, deban instalar al menos un punto de carga para coche eléctrico así como sus canalizaciones para una de cada 5 plazas para su instalación en el futuro. Para los edificios residenciales con más de 10 plazas de aparcamiento, éstos deberán tener instaladas estas mismas canalizaciones previas para cada plaza de aparcamiento, mientras que, en el caso de edificios propiedad de pymes y ocupados por éstas, España aún debe decidir si establecen o no dichos requisitos.

1

Instalar un punto de recarga en el domicilio

2

Ayudas a la instalación y beneficios

Coche eléctrico en un punto de recarga

1Instalar un punto de recarga en el domicilio

En el supuesto de que el propietario de un coche eléctrico decida instalar un punto de recarga en su casa debe tener en cuenta algunas recomendaciones:

  • Es aconsejable comparar las distintas comercializadoras de electricidad que existen para elegir el tipo de tarifa más adecuado.
  • Se debe elegir un cargador específico para evitar posibles daños durante la carga.
  • También es importante contratar un instalador autorizado y consultar en el Ayuntamiento correspondiente si es necesario obtener algún tipo de licencia administrativa para realizar esta reforma.
  • En caso de vivir en una comunidad de propietarios o poseer un garaje en un bloque de vecinos, hay que tener en cuenta la Directiva de la Unión Europea 2018/944 que obliga a los edificios a contar con una instalación de puntos de recarga para coches eléctricos antes del año 2025, lo que significa que antes de esta fecha los edificios nuevos o los que van a someterse grandes reformas, deben disponer de tantos puntos de recarga como número de plazas de garaje.

No obstante, antes del año 2025, cualquier vecino puede solicitar a la comunidad de propietarios la instalación de un punto de recarga que esté conectado a su contador individual, para lo que previamente es necesario dirigir una carta al Presidente o Administrador. Del mismo modo, también se puede pedir que se habilite esta instalación en el centro de trabajo.

En el caso de que se trata de una instalación troncal se necesita acuerdo de la Junta de la Comunidad ya que la alimentación eléctrica procede del contador de ésta, al que se conectan los puntos de recarga. Para adoptar esta solución es conveniente que la Comunidad dé de alta un nuevo contador específicamente destinado a ello. Lógicamente la energía eléctrica será asumida de forma individual por los usuarios de los coches eléctricos.

Si se trata de una instalación individual, es decir, instalar un punto de recarga vinculado al contador principal de la vivienda, no se requiere aprobación por parte de la Comunidad de Propietarios, sino simplemente una comunicación informando de ello. El coste de esta instalación y el consumo de electricidad correspondiente serán asumidos íntegramente por el o los interesados de forma directa.

Para la instalación en aparcamientos de viviendas unifamiliares, y aunque no se necesitan grandes instalaciones, es muy recomendable contratar a un instalador autorizado e instalar una wallbox o base mural, que permita recargar el vehículo de manera más rápida. Para la utilización de esta wallbox debe instalarse obligatoriamente un circuito exclusivo que no podrá superar los 9,2 kw de potencia.

Mujer esperando a que cargue su coche en un punto de recarga

2Ayudas a la instalación y beneficios

Desde junio de este mismo año está en vigor el Programa de Incentivos a la Movilidad Eficiente y Sostenible (MOVES II) en el que se conceden ayudas directas a las Comunidades Autónomas y a las ciudades de Ceuta y Melilla para la instalación de puntos de recarga eléctrica para vehículos públicos y privados, así como a los sistemas de préstamos de bicicletas eléctricas. Las ayudas pueden ser de entre un 30 % y un 40% del coste subvencionable, dependiendo del tipo de beneficiario, estableciéndose un límite de 100.000 euros. Los compradores particulares también pueden solicitar estas ayudas, tanto para la compra del vehículo como para la instalación de puntos de recarga domiciliarios.

Además, el hecho de ser propietario de un coche eléctrico conlleva ventajas más allá del ahorro de combustible o de emisiones contaminantes a la atmósfera, ya que este tipo de vehículos limpios están exentos del pago del impuesto de matriculación (sólo en el caso de coches eléctricos 100%. Los híbridos no están exentos del pago), cuentan con una bonificación de hasta un 75% de la cuota del Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) al tratarse de vehículos ‘cero emisiones’, (cada Ayuntamiento debe aprobar la bonificación oportuna) y pueden disfrutar de aparcamientos gratuitos o con tarifas reducidas en la mayor parte de las ciudades (esta condición varía en función de cada ciudad, ya que el control de los aparcamientos en zonas reguladas es competencia municipal), entre otros beneficios.

Desde MAPFRE teCuidamos aconsejamos continuar atendiendo las recomendaciones de las Autoridades Sanitarias. Algunos de los procesos del Plan de Fidelización pueden verse afectados por la actual crisis.