Más apetito en invierno
Asesor Médico

¿Por qué en invierno tenemos más hambre?

Más hambre cuando llega el invierno

Si habitualmente notas que cuando llega el frío tienes más hambre, no te preocupes porque es algo muy común. Conoce por qué sucede esto y de qué forma puedes mantener una alimentación equilibrada a pesar del aumento de apetito. Conoce la relación que existe entre la bajada de temperaturas y los cambios en la alimentación.

El Asesor Médico resuelve cualquier consulta llamado al 900 805 707, completando nuestro formulario online o a través de la app de MAPFRE.

Publicado diciembre 2018

Bajan las temperaturas, aumenta el apetito

Ania, Socia de MAPFRE teCuidamos, sabe que cuando llega el frío aumentan sus ganas de comer y, con ello, los kilos de más. Para ella, el problema no son las comidas de Navidad como se suele pensar, sino que cuando bajan las temperaturas tiene una mayor sensación de hambre, más acusada que en otras épocas del año. Como no sabe qué hacer y cada año se encuentra en la misma situación, ha decidido consultar al Asistente Nutricional del Asesor Médico de MAPFRE teCuidamos para salir de dudas y obtener algunas recomendaciones.

La nutricionista le comenta que con la llegada del invierno nuestras preferencias respecto al tipo de comida cambian. El frío provoca que nos apetezcan platos más calientes o más elaborados y, además, sentimos la necesidad de ingerir más alimentos para sobrellevar mejor el duro clima invernal. Por tanto, lo que le sucede a Ania entra dentro de la normalidad y no debe preocuparse por ello, siempre que esta modificación en la alimentación no derive en atracones.

La profesional en nutrición del Asesor Médico gratuito de MAPFRE teCuidamos, aclara que el hecho de ingerir más calorías no se traduce exactamente en mantener la temperatura corporal, tal como cree mucha gente. Esta relación entre alimentación y frío es errónea y si no se controla, puede desencadenar en llevar una dieta más descuidada. Así, durante el invierno no debemos abandonar los buenos hábitos de alimentación, ya que, en caso contrario, al final de la estación nos encontraremos con un aumento de peso y otras consecuencias sobre la salud.

La nutricionista le da a Ania, que pertenece al Plan de Fidelización de MAPFRE, algunas pautas para seguir una dieta adecuada contra el frío que le permita nutrirse bien, siempre de forma equilibrada y con platos reconfortantes. Todas las ideas completas se las envía después a su correo personal.

Dieta contra el frío

  • Entrantes ligeros en los que predominen las verduras: las sopas y cremas de verdura, así como las verduras salteadas o a la parrilla, sustituyen a las ensaladas frescas de verano que son menos apetecibles en esta época y nos aseguran el aporte necesario de fibra y vitaminas con muy pocas calorías.
  • Mantener el consumo de fruta: seguir consumiendo los cítricos de la temporada (naranjas, mandarinas, kiwis) entre horas y de postre es una opción deliciosa, ligera y muy rica en fibra y vitamina C. Un truco para evitar los atracones es consumir fruta entre las comidas, cuando sobreviene el hambre.
  • Hidratarse correctamente: los zumos, el agua y los caldos vegetales son las alternativas más recomendables. Cuando aparecen las ganas de comer, se puede optar por una infusión con un par de galletas sin azúcar o un caldo caliente con unos picatostes. No hay que olvidar que el alcohol, que tradicionalmente se utiliza “para entrar en calor”, es una fuente de calorías que no aporta ningún nutriente y que además favorece la hipotermia y la deshidratación.
  • Los potajes y guisos caseros a base de legumbres como menú habitual: se recomienda cocinar las legumbres con verduras y cereales (arroz) para disminuir el contenido calórico y constituir una opción cardiosaludable. Este tipo de platos ayudan a saciarnos y templar el cuerpo sin sumar tantas calorías como en el caso de otros potajes más grasos y contundentes.
  • Predominio del pescado sobre las carnes rojas: es aconsejable consumir pescado tres veces por semana y preferiblemente elegir carnes magras, como pollo o pavo.
  • Tomar frutos secos, compotas de fruta sin azúcar o yogures naturales como tentempiés.

Ania, usuaria del Asesor Médico, agradece los consejos ofrecidos que no duda en seguir para mantenerse sana y sin subir de peso durante el invierno.

El Asesor Médico resuelve cualquier consulta llamado al 900 805 707, completando nuestro formulario online o a través de la app de MAPFRE.

También puede interesarte…

Préstamo entre particulares sin intereses. El Modelo 600

Asesor Fiscal

Préstamo entre particulares sin intereses. El Modelo 600


Leer más
Apps de entretenimiento para niños de 5 a 7 años

Yo Me Ocupo

Apps de entretenimiento para niños de 5 a 7 años


Leer más
La bacteria Helicobacter Pylori y la alimentación

Asesor Médico

La bacteria Helicobacter Pylori y la alimentación


Leer más