¿Qué significa un riesgo cardiovascular alto?

Si crees que algunos de tus hábitos cotidianos pueden tener efectos negativos en tu salud, te animamos a realizar nuestro Test de Hábitos Saludables y te informamos de lo que supone tener un riesgo cardiovascular alto.

Puedes solicitar el Asesor  llamando al 900 103 358, completando nuestro formulario online o a través de la app de MAPFRE. Te atendemos de lunes a domingo las 24 horas del día.

Tomás, Socio de MAPFRE teCuidamos, ha completado el Test de Hábitos Saludables online que ofrece nuestro servicio gratuito Asesor Médico y se ha sorprendido al ver que su riesgo cardiovascular es medio. Es fumador y tiene el colesterol alto, pero no era consciente de que estos dos factores podían comprometer hasta tal nivel su salud cardiovascular. Dada su preocupación, solicita que un médico se ponga en contacto con él para conocer cuáles son las consecuencias que puede llegar a sufrir.

La especialista en medicina de familia que atiende el caso de Tomás, Socio de MAPFRE teCuidamos, le comenta que la salud cardiovascular hace referencia a la capacidad de mantener el corazón sano con unas arterias coronarias en condiciones óptimas para que el órgano esté bien irrigado y, por lo tanto, pueda realizar su función de bombeo de la sangre hacia todo el organismo de la mejor manera.

El hecho de tener un riesgo cardiovascular alto depende de diversos motivos, algunos de ellos modificables y otros que no lo son. Los principales factores de riesgo que no se pueden rectificar son la edad, el sexo y la predisposición genética. Sin embargo, existen otros sobre los que hay que prestar una especial atención y que suelen protagonizar las campañas de prevención de las enfermedades cardiovasculares, como por ejemplo:

  • Tabaquismo.
  • Diabetes.
  • Hipertensión arterial.
  • Colesterol y triglicéridos.
  • Dieta.
  • Obesidad.
  • Actividad física.
  • Estrés.

En el supuesto de Tomás, Socio de MAPFRE teCuidamos, debe ser consciente de que el consumo de tabaco multiplica por tres el riesgo de padecer un episodio cardiovascular en comparación con las personas que no son fumadoras. Dicho riesgo es directamente proporcional a los cigarrillos que se fuman al día y a los años de duración del hábito tabáquico. Los fumadores pasivos también están sometidos a un mayor riesgo de padecer algún problema cardiovascular, pese a distar bastante del de los fumadores. Por tanto, la especialista le indica que es imprescindible abandonar por completo el tabaquismo con la ayuda del médico habitual para conseguir una mejor salud cardíaca.

Por otro lado, el colesterol se deposita en el interior de las arterias, lo cual provoca la creación de placas de ateroma que dificultan la circulación de la sangre y aumentan el riesgo de sufrir un ángor o una IAM. Se recomienda que los niveles totales de colesterol permanezcan de manera óptima por debajo de los 200 mg/dl y es conveniente que los niveles de colesterol HDL superen los 40-60 mg/dl.

Desde el Asesor Médico, Tomás, Socio de MAPFRE teCuidamos, recibe el informe con su diagnóstico y una serie de recomendaciones sobre dieta, ejercicio y otros hábitos saludables para minimizar el cardiovascular.